¡Hola, muy buenas gameoneros! Ya estamos de vuelta con una review candente, en esta ocasión, sobre un videojuego que sin duda, a los más fans de lo relacionado con el hampa, el crimen organizado y el precio del poder (referencia a Scarface, saludad a mi amiguito…) les encantará. Señores/as, llega Mafia 3, la tercera entrega de una saga de juegos de mundo abierto al estilo de los grandes como Grand Theft Auto o El Padrino, que se lanzó el pasado 7 de octubre, desarrollado por el estudio 2K Games.

 

Antes de empezar con el meollo, os dejo aquí con un enlace al podcast de nuestro programa de radio Game On, en el que aquí servidor que escribe estas líneas, Luis Urueña, contribuye junto con Marcos Martínez Redondo y nuestro director, Jaime Martínez Barahona, a dar unas pinceladas sobre lo que podemos encontrarnos en esta tercera entrega de la saga Mafia. ¡Disfrutad!

 


Y, ahora sí, pasemos a ver qué es lo que podemos analizar y desentrañar de este genial juego. ¡Vamos allá!

 

LA FAMILIA NO ES QUIÉN TE DA LA VIDA, SINO POR QUIÉN LA DAS TÚ

 

Lo más destacado y por lo que inmediatamente podemos identificar este Mafia 3, es sin duda, su cambio sutil de marco ambiental e histórico en trama y personajes. Y es que, esta vez, se ha sabido renovar la saga de la mejor forma posible, pasando de la mafia de los años 30 y la Ley Seca, más acorde a figuras criminales italoamericanas como Al Capone o el asaltante de bancos John Dillinger, a una mafia más conocida por sus métodos y cercana a la actualidad, la de finales de los 70.

 

 

Situándonos en una ciudad ficticia, Nueva Burdeos, basada en la real Nueva Orleans, la trama se enclava unos años que sin duda en Norteamérica, son de los más revueltos, ya sea por el movimiento hippie, la guerra fría y Vietnam, el sueño americano y su gran variedad racial, con múltiples conflictos tanto morales como armados por todo el país.

Nos encontramos con un reciente integrante a la mafia en la ciudad, Lincoln Clay, un hombre mestizo de raza afroamericana y caucásica nacido huérfano que creció buscando una unidad familiar, encontrándola finalmente en el ejercito y combatiendo en la guerra de Vietnam. No será el hombre mejor adaptado, viviendo el racismo violento de esta época debido al color de su piel, pero con este trasfondo resulta difícil culparle después de todo, siendo hijo de su tiempo.

lincoln_race

Después de la guerra, regresará a casa y encontrará una nueva familia en las pandillas y bandas negras, solamente para perderlo todo de nuevo cuando los mafiosos italianos los borran del mapa, disparan a Clay en la cabeza y lo dan por muerto. Es entonces cuando él reúne todos esos ingredientes de anti-héroe para desempeñar su papel realmente bien, desatando una furia vengativa que devasta a la mafia italiana y crea un vacío de poder para el crimen organizado en la ciudad. Un hueco que Clay estará más que dispuesto a ocupar, contando para ello con aliados influyentes en el pasado, como Vito Scaletta (protagonista de los anteriores Mafia), entre muchos otros.

Consumido por su sed de venganza busca su propia justicia y se convertirá en un asesino sin remordimientos, acompañado de una profunda historia que nos emerge a este mundo de extorsión, golpes y mucha violencia gratuita, consiguiendo que tenga matices propios de una producción cinematográfica, con unas cinemáticas dignas de Hollywood, sin duda. Se nota que en definitiva, la trama es lo más trabajado en este videojuego, y es uno de los puntos más destacables en todo el conjunto. Muy recomendable.

 

Sin embargo, como inconveniente para algunos jugadores impacientes,  hay que decir las dos primeras horas de juego que sirven como prólogo son algo pesadas, y es que aún teniendo una genial trama que se va desarrollando más y más conforme avancemos desde el final de esa parte previa, esto puede hacernos liosa la experiencia, y es que el prólogo del juego es de forma lineal y obligatoria para avanzar.

Aparte, podemos ver que el territorio jugable de la ciudad es muy completo en cuanto a ambientación de la época, encontrando por doquier icónicos edificios estadounidenses y lugares propios reales de Nueva Orleans, reinterpretados para la ocasión como parte de Nueva Burdeos, como el barrio francés, Royal Street, entre otros. Además, 2K se ha podido permitir comprar las licencias musicales de los años 60-70 para que acompañe en todo momento a la trama y consigan enlazarlo de una forma perfecta, con artistas como Los Beatles, Rolling Stones, Bob DylanToda una delicia en ambientación tanto sonora como visual, sin duda, aunque hay que admitir que algo “expuesta” esta última en cuanto a apartado gráfico (algo de lo que hablaremos más adelante tras hablar de su jugabilidad).

 

UN SOLO CAMINO PARA CONSTRUIR ALGO NUEVO

 

Continuando con su apartado jugable, Mafia 3 mantiene su mundo abierto tan característico, mezclando conducción de vehículos, acción y partes de espionaje y sigilo. Como novedad destacable, dentro de los vehículos podremos hacer muchas más cosas que conducir sin más, y realizar persecuciones y seguimientos: se nos permitirá realizar lo que llamamos de forma coloquial “conducción loca”, es decir, asustar a nuestro acompañante para extorsionarle y sacarle información conduciendo marcha atrás, realizando frenadas bruscas e incluso, o lo más gratificante y cruel al mismo tiempo, sacándole la cabeza por la ventanilla amenazándole con estamparle. Todo de manera realista.

 

Además el juego nos permite circular en dos modos, el modo normal, y un modo más realista o de simulación donde el entorno y nuestra forma de conducir afecta al movimiento y las físicas del entorno.

 

 

Dentro de la parte de acción encontramos una novedad muy interesante en esta entrega y es que podemos portar hasta dos armas de forma simultánea, además de un cuchillo que tendremos que cuidar de su filo para que no se rompa. Respecto a la munición, no tendremos ningún tipo de escasez, siendo muy fácilmente encontrar todo lo necesario en los escenarios y en los cuerpos de nuestros enemigos abatidos.

Nuestro protagonista, Lincoln, es básica y brutalmente hablando un arma de matar, y podemos verlo en sus variadas ejecuciones cuerpo a cuerpo, pegando un sinfín de patadas y golpes a paredes para destrozar a sus enemigos, con un toque sangriento y crudo, muy “gore”, propio de la ambientación criminal y violenta que impregna este tipo de videojuegos. Tanto para sigilo como tiroteo, podremos protegernos mediante un sistema de coberturas que incluye el escenario, pegarnos a paredes, escondernos detrás de muebles, etc. En definitiva, el sistema de combate es, cuanto menos dinámico y muy satisfactorio de experimentar, cumpliendo de sobra lo visto.

 

 

No obstante, hay mecánicas que para jugadores exigentes en cuanto a dificultad no les agradará demasiado, como la curación automática, como ocurre en muchos juegos del mismo género como los Grand Theft Auto o Assassin’s Creed; la sobre-información de todo tipo dentro del juego, como qué personajes son enemigos u aliados, con qué objetos se puede interactuar en forma de icono, donde se encuentran las armas y la munición; e incluso una habilidad de visión inteligente (heredada de la vista de águila de Assassin’s Creed..), pudiendo ver a los enemigos en situaciones de poca luz y nuestros objetivos en la misión. Todo esto hace que para algún que otro jugador experimentado, Mafia 3 se convierta en un paseo por el parque a las 3 de la madrugada. Un camino algo aburrido y sin sustancia, aún teniendo un combate genial y dinámico como base, eso sí. 

 

 

Dentro de la trama principal, el objetivo de nuestro protagonista será ir eliminando a los capos de las mafias rivales. Eso lo conseguiremos gracias a la extorsión y destrucción de su territorio, permitiéndonos tras ello tener un nuevo territorio para la Familia, concretamente para nuestros tres lugartenientes, a los cuales, les delegaremos su control. Sin embargo, todo territorio tiene unos requisitos, y según el lugarteniente podrá adaptarse o no, llegando incluso, si elegimos mal al líder del territorio, a alguna que otra sorpresa no grata. Tendremos que tener muy claras nuestras prioridades y opciones a escoger, ya que cualquier paso en falso podría hacernos perder aliados y fuerza para completar nuestros objetivos. Pura esencia muy realista de la mafia y el crimen organizado, sin duda, que hacen que Mafia 3 brille en ese aspecto.

 

NUEVA BURDEOS Y SUS CALLES, HIJAS DE LA FAMILIA

 

En cuanto a apartado gráfico y técnico, como hemos avisado anteriormente al principio, Mafia 3 tiene un acabado algo “expuesto”. Explicándonos con más detalle, hay que decir que este juego en cuanto a gráficos y disposición de los escenarios es genial, tiene una gran ambientación, con lugares muy vistosos y con colores cambiantes, dependiendo del día y la noche, dando una vitalidad palpable a una ciudad como Nueva Burdeos. Todo un acierto.

No obstante, hay fallas en cuanto a texturas, desluciendo mucho estas alabanzas descritas, pareciendo muchas veces un juego que perfectamente podría pertenecer a la generación pasada de consolas sin muchos miramientos, con definiciones pobres en ciertos lugares y en algunos personajes en general, perdiendo parte del encanto realista con el que se caracteriza el resto de apartados del juego. Es por ello que decimos que tiene un acabado expuesto, ya que deja entrever mucho desenfoque en sensaciones. También hay que mencionar el sistema dinámico de día/noche, que a veces juega algunas malas pasadas, dando demasiado brillo en el cielo cuando no se debe o al contrario, pasar a una infinita oscuridad en cuestión de milisegundos de juego. Todo esto, hay que recalcar, ha ocurrido en la versión de PC al ser probado para este análisis, no sabemos si en las versiones de consola para Xbox One o PS4 pasaría lo mismo.

Realmente, aquí es donde más radican los fallos que posee esta tercera entrega de Mafia, con un acabado un tanto descuadrante, teniendo una gran calidad en el resto de apartados, que no quitan de ser disfrutados si no somos muy quisquillosos en esto. Eso si, como decimos, al menos en la versión para PC.

 

Como siempre, para acabar de comentar sobre este apartado, os dejamos con una comparativa de todas las versiones existentes, así como las distintas calidades gráficas que nos podemos encontrar en la versión de PC, desde Bajo a Alto. Así podréis juzgar y decidir cuál es para vosotros lectores la mejor versión en cuanto a lo visual y técnico de esta propuesta.

 

 

CONCLUSIÓN

 

Tras haber jugado a esta nueva entrega de Mafia, simplemente hay que decir que las vueltas al hogar son lo mejor que le puede pasar a cualquiera, aunque no siempre como esperamos. Mafia 3 es un juego con un gran trabajo de calidad detrás, que dentro de los juegos del mismo género (como, sin irnos más lejos, Grand Theft Auto V), destaca por su gran afán de sentirnos inmersos en el ambiente de la época en la que nos encontramos, en este caso, los años 60-70, en los que hubo tantos y muchos conflictos y cambios para la sociedad estadounidense, que aún a día de hoy resuenan con gran eco. Es una delicia el poder manejar a un personaje como Lincoln Clay, con un sistema de conducción y de combate realistas, y con una trama a seguir digna de un buen largometraje de gangsters y “blaxploitation”, con un antihéroe afroamericano fuerte y con sentimiento, dispuesto a terminar y llevarse todo por delante.

 

No obstante, no faltan los fallos, sobretodo en cuanto a tema gráfico, con un apartado en general bien diseñado y que en conjunto queda muy bien, pero a la hora de irnos a los detalles, queda algo expuesto y deslucido, con texturas poco definidas y sensaciones borrosas.

 

También, avisar que para aquellos que busquen de una dificultad en este juego, lo tendrán complicado, valga la redundancia, ya que hay demasiadas ayudas al jugador que hacen que la experiencia se quede algo poco sustancioso a la larga, aún compensándose, eso si, con el genial combate, la conducción y la trama principal de su historia.

 

Finalmente para acabar, obviando estos fallos, debo decir que para los amantes de las buenas historias del hampa y el crimen, este es vuestro juego, sin duda. Gracias a 2K por brindarnos desde hace años una nueva entrega de esta saga, que ya tocaba, sin duda.

 

¡Nos vemos! Seguid a Game On para conocer e informaros sobre la actualidad del mundo de los videojuegos.

7.8

Pros

  • Una historia digna de una película de género negro y de gangsters, con un protagonista muy definido e interesante, con matices firmes y que nos preocupan en su desarrollo, así como referencias a los fans con hechos de los anteriores juegos, todo un lujo.
  • Una ambientación de la época en la que se basa (años 60-70) muy fidedigna, con una banda sonora muy acorde, y unas localizaciones propias de la Nueva Orleans real muy bien trasladadas al marco de Nueva Burdeos, la ciudad en la que desarrolla el juego.
  • Un sistema jugable muy entretenido y dinámico, con unos combates y conducción de corte muy realista, así como la forma de realizar las misiones y la captura de territorios para nuestra Familia, muy fiel a lo visto en el crimen organizado y la mafia de la época.

Contras

  • Se presenta un acabado gráfico algo "expuesto", con texturas poco definidas que hacen deslucir la ambientación y la composición visual en general del juego.
  • Aún teniendo una trama, un combate y unas mecánicas de conducción muy dinámicas y entretenidas de jugar, el juego presenta demasiadas facilidades al jugador, ofreciendo un contenido a la larga algo aburrido y sin sustancia.
  • Las dos primeras horas de juego, correspondientes al prólogo, son algo pesadas, y algo que puede lastrar al jugador, aunque luego podamos seguir su trama en adelante con mayor interés e intensidad.
Author Luis Urueña
Published
Categories Review
Views 172

Comments

No Comments

Suscríbete al blog

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Categorías